Pueblo, 2020

En 1968 no había pandemias como ésta, la penicilina era la respuesta a todo. Creíamos haber dominado el mundo, contaba mi abuela ante la situación del mundo que presentaban las noticias.

Yo cortaba rábanos para la comida del día, los odiaba pero no quedaba de otra. Mi madre estaba ocupada marcando a Estados Unidos, quería hablar con Charlie Kaufman, un viejo colega que había estudiado con ella. Quería saber cuál era la situación en Estados Unidos.

A través de mi ventana se escuchó gritar a un pueblerino: ¡un dron nos espió por la ventana! ¡Eso es lo que hace el gobierno!

Siempre ignoro estas cosas, pero ahora ya no sé como hacerlo. La cuarentena y la soledad ya no ayudan más.

Fotografía por DIADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *