Siempre piensas lo que no creo que estás pensando

Indudablemente tu ausencia se nota,
y a pesar de saber la verdad, que siempre fue obvia.

Me haces falta, eres el encantador de mentes,
nunca quise estar en las listas de trofeos,
pero, cuando estas dentro de esa película
perfectamente elaborada, quieres creer…

Me tomé el papel demasiado en serio,
me salì de las lineas
a las que me regresabas,
sin temor alguno, porque tenias claro que
siempre estaría contigo.

Todo se veía tan obvio desde fuera,
nunca fuiste bueno, nunca hubo nada,
más que mi fanatismo por ti y
tus palabras que retorcían el ambiente.

Las pocas cosas buenas que sucedían que
magnificaba para sentirme bien,
se fueron haciendo menos con el tiempo.

De alguna manera me sentía invencible
cuando estabas conmigo, podía arreglar todo
hasta a ti.

Yo era la indicada, yo era la buena,
yo te iba a sacar del hoyo, pero me hundí contigo…

A pasado el tiempo y aunque
no fue mi mejor historia, te quiero
y deseo que alguna vez
pudieras verte como yo te vi,
con mis ojos, solo así entenderías
lo increíble que eras para mí…

Fotografía por Patricia Ruiz del Portal

close

¡Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibe en tu correo una selección del contenido semanal, invitaciones, convocatorias, noticias, descuentos y promociones.