Futuro

Hace tiempo dejé de pensar en un futuro, decidí vivir el presente, sin preocuparme por un futuro, en muchos casos incierto.

Dejé de visualizar me con alguien a futuro, temor tal vez, o trauma.

Comprendí sabiamente que el tiempo es relativo y sin ninguna seguridad de nada, no creo o más bien no creía en poder planear un futuro con alguien, vivía imaginando cosas en soledad, viajar, vivir, todo sola. Por qué, a veces el futuro te suelta un bofeton en el presente.

Llega un punto que no esperas nada y sin avisar, una personita te cambia los planes, te cambia la visión de tú futuro.

Después de casi seis meses, compartiendo momentos muy gratos y teniendo miles de crisis existenciales, millones de dudas, te encuentras estable, emocionalmente y con esas ganas de vivir, te demuestran que no todo es malo, que no todo es una mierda, aceptas la realidad, enfrentas tus mil miedos, te guardas esas inseguridades, pegas los pedazos de tus desmadrado corazón y vuelves a confiar.

Puedes estar sola, e igual ella puede ser parte de tu felicidad, ella tan llena de vida, con la metas tan claras, con esa seguridad tan definida, ella que comprende que tienes mil desmadres emocionales, te acepta, y simplemente quiere quererte.

Demostrando y creando mil maneras para enamórarte, diciendo que ninguna es digna de ti y tú tan cerrada, tan destrozada que no crees que alguien pueda llegar a sentir eso por ti.

No te la mereces, más sin embargo, luchas por ser mejor para ella, por enterrar tu pasado, por que entiendes que una buena persona no se encuentra dos veces y te partiría la madre verla con alguien más, te dejas de niñeras que estuvieron apuntó de ocasionar perderla, te entregas.

Te habla de un posible futuro juntas, no te presiona, pero te visualiza en el.

Lo analizas y no se ve tan mal, no se ve tan mal verte estable con alguien, sin dudas, sin terceras personas, sin nada.

Un trato a la altura de tu lealtad, que tan malo sería formar una familia, tener dos princesas, despertar y ver su rostro a lado tuyo, después llevar a la escuela a tu princesa.

No es tan malo el futuro.

Fotografía por asketoner

Sierra Contreras

La rara de la clase, fiel creyente del amor bonito. Futura criminologa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *