Relámpagos nocturnos (Antonio Vences no. 1)

31 mayo, 2020

Campana solitaria de alma dulzona y leve
pelea contra el olvido

    mientras escribe sus poemas.

Sus palabras son girasoles emergiendo

    en plena guerra,

son trinchera de una pena más grande que la muerte.

(Pueblos encendidos con la luz de una semilla,
hablan con el mundo a través de una mirilla

    de tiza y de madera.

Sortija del secreto, puñado de aventuras.
Latidos que son puente

    toda vez que son sombra de lo espeso).

Viento romántico de voz llameante y fuerte
deambula entre cristales y desiertos

    mientras hace surcos a la vida

y llama al amor con una lágrima de invierno.

    Lágrima que atraviesa continentes.

Son cobijo de un deseo, de un encanto, de un encuentro.

(Voces distantes que reviven el ritmo

    de la calma,

cantos que ocultan la oscuridad de lo imprevisto.
Sangre derramada que es tinta y es página.
Lugar dónde la lluvia se anida

    • junto con los párpados del tiempo

 

    y los relámpagos nocturnos).

Fotografía por Barbaros Cargurgel

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *