Historia #1

24 mayo, 2019

También le dan ataques de ansiedad y disfruta de besar sin parara, éramos dos gimnastas en la cama entrelazando nuestros cuerpos haciendo nudos que estoy seguro los dos pensábamos en jamás deshacerlos, sus besos en mi frente y su piel suave sobre mi lo pude ver en sus manos mientras veía fijamente sus ojos cerrados confirmándolo. 

Si salía a fumar el solo pensaba en donde estaba yo mientras yo pensaba en cómo estaba el .

“Nos despedimos”

Entre comillas por qué el último abrazo lo dejo entre mi ropa y mi nariz entrando como un pasajero  sin permiso a todo lo que podía pensar e imaginar con su olor impregnado a mi, paso a paso de regreso a casa, una persona observadora que jamás dejaba de pensar y yo sabía que el solo quería que yo estuviera bien en ese momento lo que jamás imaginó era lo bueno  que me hacía estar ahí con el .

Es como el sentimiento de encontrar a un súper héroe con súper poderes sobre lo que puedes pensar y sentir , es decir, es como volver a imaginar , es como volverle  a sacar punta al lápiz viejo para volver a escribir, es estar emocionado por lo poco que quiso enseñar sobre él y consciente de todo lo que van a aprender .

Escribirle una nota al universo y dejarla solo volar a donde ella quiera ir, volverle a abrir la puerta a la inspiración y servirle un café para que se quede a ver lo que está por pasar, y es que como decirlo ?… hablar con él era como hablar frente a un espejo tantas coincidencias que no podía ser una casualidad , quería saberlo todo sobre el .

Fotografía por Anna Paola Guerra

por

Hago experiencias para desconocidos y así volvernos los mejores desconocidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *