Flagelación

Después de todo creo que estoy empezando a odiar mi vida, este malestar creado por la monotonía de los días, las semanas, los meses y quizá hasta los años. He perdido la razón por el cual vivir, a veces me siento tan jodidamente solo y busco a alguien para compartir un poco de mí, pero las cosas no han salido como uno desea, las cosas se tornan grises, a veces hasta negras que no se puede ver en qué rumbo se va y cuando lo noto estoy en ese mismo malestar: la depresión… Esta inmensa soledad es un estrago bastante fuerte en mi día a día, ya que lo que estoy haciendo no lo hago bien,  pienso que realmente no nací para hacer lo que hago, que quizá lo mío sea otra cosa, pero… resulta que tampoco lo hago, que jodida es la vida, tan compleja, tan romántica que en algún punto uno se muere de amor, de hastío, de soledad.

Que dolor tan inexplicable, que resulta en una falacia tan verdadera que nos morimos amando, amando algo tangible o intangible. Pero si nos ponemos a definir qué es el amor ¿Llegaremos a algún resultado? en algún momento sabremos qué es amar o cómo es la mejor forma de amar sin lastimar y sin ser lastimados. Aunque también podríamos decir que el amor es una forma de flagelación que nos hace sentirnos vivos.  

Fotografía por DIADA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *