El molesto momento

Emociones que no debes sacar a la luz, es lo que dice la sociedad. Cuidadito si en un santiamén cambias tu energía.

¿Qué hay más allá de las percepciones humanas? Todos dicen ‘ignora las palabras de los demás’ pero en el fondo sé que algo me pone a pensar…

Mi madre dice que no hay poder humano que pueda con el bienestar de uno. Pero a veces me cuesta ignorar.

Soy impaciente. Soy intolerante. No soy una blanca paloma, pero si algo debo aceptar, es que si estoy bien conmigo misma, nadie tendrá el poder de molestar.

Hoy tengo uno de esos días en donde no quiero hablar con nadie, no quiero ver a nadie. Eso me causa tranquilidad.

El molesto momento llega cuando alguien irrumpe mi calma, cuando hasta mi propia respiración me causa enojo, cuando hasta yo misma no me aguanto, cuando me hablan sin entender que hoy estoy desconectada.

Fotografía por Benedetta Falugi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *