El amor siempre gana

Las batallas que libramos en el día a día tienen que ver con el amor, momentos perdidos en los ojos y la sonrisa de la persona que amas. Ojos verdes que te llegan a desesperar. Las teorías sobre el amor no son suficientes para explicar lo que sientes por ella y como toda tu vida quieres pasarla a su lado. Diversas formas de ver la vida que convergen en una sola y se fusionan como los genes. La fusión de dos combinaciones genéticas y formas de ver la vida frente al sistema y los gigantes del capitalismo que carcomen nuestra alma.

El sentir un nudo en la garganta cada vez que observas de lejos su fotografía, su felicidad de no estar a tu lado. Sin embargo, ella es un espejismo, como las caricaturas de las que te habías enamorado cuando eras pequeño; la historia de amor entre un nativo americano y la princesa de Inglaterra, quienes se encuentran en lugares secretos que las demás personas desconocen.

Todo lo hemos aprendido de la naturaleza, de lo que nos rodea y nos muestra su belleza. La belleza de los ríos y los lagos norteamericanos. Los procesos naturales son los que nos muestran los pasos a seguir en el amor. El zodiaco me recuerda el porque de nuestra locura y las disparidades que hay entre nuestros signos. Al tener ambos signos zodiacales dos componentes, nos muestran las caras de una misma moneda. La locura que existe dentro de ambos.

El amor es el fuego incesante de un incendio forestal que no se apaga, es una partida de futbol americano entre dos equipos que son prácticamente igual de malos. Es un juego de ajedrez, de los famosos, en el que los jugadores se tomaban horas antes de decidir la siguiente jugada, una partida de naipes entre el rey y la reina de corazones. El amor es la unión de dos almas complementarias, la comunión que recibimos todos los domingos, son los Virgo y los Piscis, los Libra y los Acuario que soportan las locuras del otro sin responder. La dictadura de una persona que no quiere dejar de estar en el poder durante muchos años. El amor es el eterno ganador en nuestras vidas.