Algo nuevo, algo antiguo

Aún tengo el asiento y el timbre que instalaste en mi bicicleta.

No puedo negar que a veces los veo como un gesto lindo, pero a veces los veo con un poco de cólera porque te veo, me acuerdo de ti.

Hay cosas que quiero contarte. Estas semanas me he enfocado en mí, teniendo en cuenta que yo en ti ya no causo nada y que nunca fue así. Pero qué hay si te sientes solo, si te haz acordado en algún momento de mi, si te has preguntado cómo estoy, si te acordaste de alguna anécdota juntos, de nuestras primeras veces, si aún en la soledad de tu cuarto extrañas mis llamadas o te acuerdas de aquella vez que jugamos charadas con los papeles en la frente. Aún tienes esa botella de Metallica que compraste en mi cumpleaños. La ultima vez que estuve en tu habitación vi que habías botado la planta que te regalé para que la cuides, pero ya no tuve fuerzas para reclamarte por qué la botaste.

Cómo estás?

pero… luego viene mi inseguridad… pienso en que no valgo nada… y que prefieres avanzar sin ningún recuerdo en el que esté yo…

Me compraré una nueva bicicleta a fin de mes.

Fotografía por Alex Hulsey

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *